LIBROS DE NANCY LEIGH DEMOSS EN PDF

How much thought, attention, and effort do you devote to the pursuit of holiness? Is it your priority and mission to be holy? Nancy Leigh DeMoss teaches that we must make it our constant, conscious ambition to be holy. Just as an athlete sets his sight on winning an Olympic gold medal, so we as believers must focus on the pursuit of holiness. And the reward that awaits us brings a depth of joy that far outweighs a fading gold medal; it is the humble pleasure of hearing the Father say, "Well done, good and faithful servant. Are you eager to know your heavenly Father in a more intimate way?

Author:Tezil Jum
Country:Oman
Language:English (Spanish)
Genre:Travel
Published (Last):21 December 2010
Pages:241
PDF File Size:13.35 Mb
ePub File Size:9.15 Mb
ISBN:614-8-13751-525-5
Downloads:7802
Price:Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader:Vudoramar



Su ceguedad, que muchos consideraran un accidente en el mejor de los casos y en el peor, una maldicin, fue para Fanny una de sus ms grandes bendiciones, aceptndola como un regalo de Dios. No habra podido escribir miles de himnos dijo si me hubiera distrado con los miles de objetos bellos e interesantes que seguramente hubiese tenido la oportunidad de ver.

El primer poema de Fanny, escrito cuando tena ocho aos, refleja su perspectiva de la vida, la cual mantuvo hasta su muerte que ocurri cuando contaba con 95 aos de edad. Oh, qu feliz nia soy, Aunque no pueda ver! He resuelto que en este mundo Contenta vivir. Que otros no pueden tener!

As que llorar y lamentarme por ser ciega No puedo, y nunca lo har! Durante ms de un siglo, la Iglesia ha cosechado en abundancia los beneficios La Gratitud del corazn agradecido de esta mujer cantando Gloria a Dios, Promesa Bendita, Redimidos, El Seor Siempre me Gua, as como otros tantos himnos de los escritos por Fanny Crosby en el transcurso de su vida. En un mundo que ha olvidado cmo ser agradecido, el ejemplo de esta amada escritora ciega de himnos parece fuera de lo comn, o por lo menos raro.

El precio que pagamos por nuestra ingratitud personal y colectiva! Luego de dos dcadas de ministerio dedicado a personas espiritual y emocionalmente lastimadas, he llegado a convencerme de que la falta de gratitud es la causa de mucha de la tristeza, la desesperacin y el abatimiento que hoy en da han invadido el alma hasta de los creyentes.

An ms, podra decir que la raz de muchos de los pecados que invaden y arrasan a nuestra sociedad se encuentra con frecuencia en la rara vez identificada ingratitud. Es imperioso cultivar una actitud agradecida en nuestros corazones, en 14 nuestros hogares y en nuestra sociedad.

Su presencia trae consigo un sinnmero de bendiciones, mientras que su ausencia tiene repercusiones profundas y letales. Consideremos las diferencias entre un corazn agradecido y uno que no lo es. La persona agradecida es humilde, mientras que la desagradecida revela un corazn lleno de orgullo. La persona agradecida se siente muy indigna y, por lo tanto, cree que tiene ms de lo que realmente merece.

La persona desagradecida, por el contrario, siente que merece ms de lo que tiene. Hoy en da, an me acuerdo de la respuesta que daba mi padre cuando le preguntaban cmo estaba: Mejor de lo que merezco!. Tena un corazn agradecido. Nunca olvid la desobediencia y rebelda que caracterizaron los primeros 25 aos de su vida, antes de su conversin.

Jams dej de sorprenderlo el hecho de que Dios lo hubiese salvado, y siempre tuvo La Gratitud un enorme sentido de gratitud hacia l, incluso por los ms mnimos favores. Siempre me ha impresionado el espritu agradecido de Rut la moabita. Viuda luego de una dcada de matrimonio, pobre en un pas extrao y condenada a vivir con su amargada suegra, Rut busca la forma de mantenerse y mantener a Noem.

Cuando Booz la descubre y le concede el derecho de recoger y espigar en su tierra, se deshace en manifestaciones de agradecimiento tratando de expresar su gratitud por tan generoso gesto. Ella baj su rostro, se postr en tierra y le dijo: Por qu he hallado gracia ante tus ojos para que te fijes en m, siendo yo extranjera?

Rut Biblia de las Amricas. Tengo el presentimiento de que en circunstancias similares, probablemente yo hubiese pensado, e incluso le hubiese dicho a los dems: Es lo mnimo que poda hacer!. La humildad de esta joven viuda se transluce en su respuesta agradecida por el ms pequeo de los gestos de amabilidad que recibi de otra persona.

EJERCICIOS TEOREMA DE THEVENIN PDF

Nancy Leigh DeMoss: La Santidad: Un Corazón Semejante al de Dios

.

METROLOGY AND QUALITY CONTROL BY R.K.JAIN PDF

Lectura Recomendada

.

Related Articles